Valoración de los aristócratas del dividendo (abril 2021)

Qué aristócratas podemos comprar ahora mismo (actualizado a 17/04/2021) Tras la primera valoración de los aristócratas creada el pasado diciembre, y tras cuatro meses, toca actualizar las valoraciones. ¿Qué son los aristócratas del dividendo? Como comentaba en el post de diciembre, los aristócratas del dividendo son aquellas empresas pertenecientes al S&P 500 que han aumentado el dividendo que pagan a sus accionistas durante 25 años consecutivos o más. La rentabilidad de los aristócratas en los últimos 10 años ha sido superior a la del S&P 500 en aproximadamente un 3% anual. También suelen tener una volatilidad menor respecto al resto de las empresas. Adicionalmente, se suelen comportar mejor que el resto en épocas de recesión. Los aristócratas suelen ser por tanto una garantía adicional para los inversores en acciones de dividendo amantes de los  ingresos pasivos . A continuación vamos a ver cuales de ellos están más baratos ahora mismo para poder invertir en ellos. Top 3 Com

Análisis de Enbridge (ENB)

Continuamos nuestro camino a la independencia financiera en Canadá, y más en concreto a una de las empresas más prometedoras de transporte de energía.

logo de enbridge

El sector de la energía se ha llevado un buen batacazo en esta epidemia, aunque ha recuperado algo de terreno. Para mi este batacazo no está tan justificado como en el caso de las productoras de petróleo, que no olvidemos son las que más sufren por la caída de la demanda (los contratos de transporte son a largo plazo y los precios acordados no fluctúan). Además Enbridge también transporta gas lo que ayuda a suavizar el impacto.


Presentación

Enbridge es una multinacional canadiense de transporte, distribución y generación de energía, principalmente en Canadá y Estados Unidos.

Fue fundada en 1949, a raíz de los primeros descubrimientos de petróleo en aquel país.

En 2016 se fusionó con Spectra Energy, empresa de Houston que se dedicaba al gas natural, diversificando así su mix energético. También se ha metido recientemente al transporte de electricidad, con lo cual en ese sentido su negocio se encuentra bastante bien diversificado.

Recientemente ha sufrido retrasos en su proyecto estrella de reemplazo de su Línea 3, lo que ha hecho bajar su cotización y de ahí que sea interesante analizarla y ver si nos interesa incorporarla a cartera.


Dividendos

Enbridge lleva la nada despreciable cifra de 24 años consecutivos incrementando dividendos, y en los últimos 5 años a un ritmo del 16% anual. Ahí es nada. Si bien es cierto que entre la situación actual y los retrasos comentados anteriormente, me atrevo a decir que lo más probable es que en los próximos años ese aumento no sea tan pronunciado como hasta ahora.

La siguiente figura, facilitada por la propia compañía, muestra el espectacular historial de aumentos de forma gráfica:


Incrementos de dividendos de Enbridge
Incrementos de dividendos de Enbridge

Su payout ratio se encuentra actualmente en el 69%, con un ligero incremento año tras año, y SimplySafeDividends le da una puntuación de 57 (Borderline Safe). Por eso está actualmente a una rentabilidad por dividendo del 7,6%, muy atractiva y por encima de su media de los últimos 5 años. Ahí está la decisión de cada uno, queridos inversores, de si compensa o no realizar una entrada en la situación actual.


Solidez financiera

Sus resultados son un poco irregulares, aunque crecientes, como se puede ver en el siguiente gráfico que muestra las ganancias por acción de los últimos 20 años:


Enbridge. Ganancias por acción.
Enbridge. Ganancias por acción.

Un punto negativo y que se debe tener en cuenta es que Enbridge, como otras empresas de su ramo, tiende a emitir nuevas acciones para financiar sus (grandes) proyectos.

Su credit rating, según publica la compañía en su propia página web, se muestra a continuación y entra dentro de lo razonable:


Credit rating de Enbridge
Credit rating de Enbridge

Conclusiones

Como se ha mencionado anteriormente, la rentabilidad por dividendo actual es atractiva aunque no carente de cierto riesgo. Desde luego no creo que mantenga los aumentos de dividendos de dos cifras que viene mostrando en los últimos 25 años. Con la RPD actual yo la considero una ‘vaca lechera’.

Por mi parte creo que, con un peso razonable de entre el 1% y el 2% del total de mi cartera, puede ser una opción interesante. En ningún caso lo que comento supone una recomendación de compra, eso es algo que cada inversor debe evaluar.

Solamente recordar que estas opiniones no son una recomendación de compra ¿Y tú qué opinas? Deja tu comentario más abajo, y si te ha gustado el artículo. También puedes seguirme en Twitter.

Comentarios